D I V


             Fuego en el teatro


                        De Patricia Suárez


 

Tanto el amor como el odio son sentimientos de presencia, y si esto es presencia todo es en el presente, no hay odio al futuro ni al pasado, porque el presente es el que decide y juega con el tiempo como pluma al viento.


                

                          Abiud Alan Dávila Cruz 

 

Casi un unipersonal, basado en: el reencuentro, en el delirio, en una vieja y trágica historia de celos, en la envidia entre figuras del ambiente teatral, y en una nueva historia que trae un final vivido como un Déjà vu.

 

El viaje del grotesco comienza su discurso desde el misterio, la provocación y el juego sarcástico constante, de La Diva (Marcelo Iglesias), de esta manera se emprenderá su viaje al pasado, acumulado de mucho rencor y a su vez apenada por lo que la llevó los celos desmedidos del hombre al que ¿amo? O ¿creyó amar?

 

La búsqueda de una cicatriz física dentro de un ser que su voz casi ni se oye, él se comunica desde lo gestual y escribiendo en un papel lo que quiere gritar; así va construyéndose el partener de esta dramaturgia. El fenómeno Ladislao (Isaac Eisen), el ex marido de la Diva, a quien ella hizo sufrir de un accidente, el mismo que le impidió el habla en esta obra. Aunque sus gestos hablan más que las palabras, y si bien desconcierta la línea finita que existe entre el amor y el odio, este personaje nos muestra que el amor es antónimo de odio, pero tienen características fuertemente definidas que las hacen similares, ambas funcionan casi igual, pero el resultado puede ser positivo en el primer caso y negativo en el segundo.

 

Al final la luz ha vuelto, al fin todo regresa a esa calma…a una calma siniestra que espera nuevamente la hora del terror.

 

El espacio escénico impecablemente diseñado por  (Gerardo Begérez), luce como el camarín de una verdadera estrella, con sus objetos, efectos y accesorios precisos para la ocasión.

También como parte de su arte está en la dirección, una vez más lo hace perfectamente.

 

Se suma a este clima, la sala que han elegido: un salón señorial con espejos y arañas, pisos de parquet y puertas vidriadas que le dan un marco ideal a la obra de Patricia Suárez, una maravillosa escritora argentina, con una trayectoria que lleva alrededor de treinta obras.

 

Una tragicomedia simple, pero con un gran aporte de Marcelo Iglesias, que hace súper interesante y sutil su personaje. Con una variedad de Emociones universales como euforia, éxtasis (felicidad), melancolía y nostalgia (tristeza), pánico y timidez (miedo), remordimiento, vergüenza… son los perfiles que demuestra este artista.

 

Actúan: Marcelo Iglesias  – Isaac Eisen “El fenómeno”

 

Diseño de vestuario: Martín Sal

Diseño del espacio: Gerardo Begérez

Diseño de sonido y banda sonora: Gustavo López Manzitti

Diseño de luces: Carlos Rivadero

Arte gráfico: Hernán Felipe

Realización del vestuario: Carmen Montacalvo

Producción ejecutiva: Cristian Calper

Asistencia de Dirección: Cecilia Rodríguez

Dirección y puesta en escena: Gerardo Begérez 

 

           Teatro La Comedia – Rodríguez Peña 1062 –

 

Viernes 21:15 hs

 

Entradas: 70 pesos

 

Reservas 4815-5665 

 

 

 

Calificación: Muy Buena

 

Recomienda: Silvina Brandana

Socias en la vida y en P.I.D.M.A. 


    Estela & Silvina

Amigas de por vida y P.I.D.M.A. nos unió aún más y más

 

Estela Gómez & Silvina Brandana